Fuera de peligro niña que estuvo en estado crítico por accidente masivo en Santiago de Cuba

Una niña que sufrió heridas graves en un accidente de tránsito ocurrido en diciembre en la provincia de Santiago de Cuba, ya se encuentra fuera de peligro.

Luego de 16 días ingresada en estado crítico, Elisa Marín Ramos, de siete años, fue dada de alta el jueves del Hospital Pediátrico Doctor Antonio María Béguez César.
La pequeña fue la viajera que más lesiones sufrió el pasado 29 de diciembre en un accidente de tránsito masivo en el que resultaron heridas 34 personas. El grupo iba a la iglesia del Cobre en un camión particular que se estrelló contra un poste eléctrico al intentar adelantar a otro vehículo.
La menor sufrió una contusión cerebral, una fractura de pelvis y una fractura abierta de fémur con hemorragia masiva en el miembro inferior derecho. Además, tuvo dos paros cardo-respiratorios, uno en la ambulancia que la trasladó al Hospital Pediátrico Doctor Antonio María Béguez César, y otro al llegar a la institución.
Según explicó al diario Granma el doctor Yasmani Rodríguez Aguirre, desde el principio la paciente necesitó ventilación mecánica y fue valorada para operarla de la hemorragia en la pierna derecha y el aumento del líquido abdominal.


"En la operación, se impuso la reanimación del tercer paro cardo-respiratorio, y concluido el acto quirúrgico volvimos a recibirla en terapia, pero ahora bajo un shock mixto a causa de esa parada y la pérdida masiva de sangre que ensombrecía aún más el estado crítico de la niña, la cual podría ir hacia una disfunción múltiple de órganos y a su deceso en las próximas 24 horas", detalló el especialista de primer grado en Terapia Intensiva y Emergencia.
Los médicos lograron estabilizar los signos vitales de la niña, aunque tenía un pulmón húmedo traumático que evolucionó a un distrés respiratorio agudo y de ahí a una neumotórax, por lo cual días después hubo que hacerle una pleurostomía (evacuar el aire de los pulmones).
Asimismo, Rodríguez Aguirre, de 33 años, detalló que Elisa Marín tiene una constitución fuerte y saldría del hospital sin ninguna complicación, hablando perfectamente y con excelente estado de ánimo.
Todavía tiene un yeso en la pierna derecha, pero la fractura ha evolucionado satisfactoriamente y el miembro presenta vitalidad, por lo que no se prevén secuelas.
El accidente sucedió aproximadamente a las 8:10 a.m. del miércoles 29 de diciembre en el consejo popular Aserradero, perteneciente al municipio Guamá, a 40 kilómetros al suroeste de la ciudad de Santiago de Cuba.
El vehículo accidentado, en el que viajaban 35 pasajeros, entre ellos 13 niños, formaba parte de una caravana de cuatro camiones privados que salieron de Uvelo-Ocujal y se dirigían hacia la iglesia del Cobre.
El chofer de 63 años quiso adelantar de forma indebida a otro carro y terminó volcado. El incidente provocó lesiones en 34 pasajeros, entre ellos cuatro graves.
 

IMPORTANTE: